Santificarás el cine: pensamientos heréticos entorno a la hoguera

La_bruja-887992796-large
Solo hay una cosa peor que ir al cine y que no te guste una película: que te guste y no poder disfrutarla por culpa de los demás. Después de ver ‘La bruja’ (de Robert Eggers) voy andando a casa y me llevan los demonios. Sin duda, hubiera sido mejor descargarla de Internet en versión original subtitulada. Uno de los factores que me impiden meterme de lleno en la historia es el pésimo doblaje. Pero tuve que conformarme y dar gracias a una conocida cadena de multicines por su ignorancia (o perspicacia) ya que consideran ‘La bruja’ una película de interés general. Sin embargo, no lo es. Y de ello dan cuenta los comentarios en voz alta y las risas y el veredicto final cuando se encienden las luces: “un bodrio, como dicen las críticas” (me gustaría saber qué criticas lee esa señora, probablemente las del dominical de la parroquia).

Reconozco que me bajo películas de internet y rezo para que sigan existiendo tales mecanismos perseguidos por la inquisición, o de lo contrario podría morirme de asco esperando a que llegasen a mi ciudad las películas que quiero ver. He pecado y peco contra los dogmas de la industria del cine, y ni me arrepiento. Aunque por la cuenta que me trae (particular y profesionalmente), más me valdría abrazar la fe sin cuestionarla.

Dada mi ingenuidad y excesiva capacidad para teorizar sobre lo inútil, creo que la piratería es un tránsito hacia una época donde podremos ver en casa (o donde nos dé la gana) películas que se estrenen a nivel mundial o nacional. Sin esperar a que nadie decida si voy a tener la suerte de ver una película o no. Creo que Netflix o Filmin son el modelo a seguir (seguir mutando), y me encantaría que el sistema evolucionase hacia posibilidades amplias de consumo que no estuviesen reñidas con la exclusividad temporal ni con la calidad. Porque después de todo, en la etapa promocional de una película el espectador ya decide si merece la pena ir al cine o “es para verla en casa”. Siendo así, ¿por qué no darle la posibilidad de verla en la televisión o el ordenador YA, antes de que se olvide de ella o la descargue? ¿Por qué hay que jugar al todo o nada?

El espectador hoy en día es mundial (aparte de muy impaciente) y debido a las redes sociales (Youtube y Facebook sobre todo) la gente tiene intereses que la gran industria desatiende. Por un lado se bombardea al público potencial con tráileres, críticas, reportajes y crónicas de festivales; y por otra se le frustra con meses de espera (si es que llegan las películas). Esa sed internacional de ver obras premiadas en tal o cual festival de la Conchinchina tendrá que encontrar una vía legal y rentable (por el bien de todos), porque además, a poco que uno piense con el chip de la avaricia, satisfacer necesidades insatisfechas da dinero.

Otra película que acabo de ver recién descargada es High-Rise, de Ben Wheatley con una banda sonora y unas imágenes acojonantes. No quiero ni imaginar cuánto la hubiera disfrutado en una sala (en circunstancias idílicas). Pero solo la proyectan en 5 ciudades de España, y he tenido que pactar de nuevo con el diablo, quien me colma de bienes a cambio de experiencias indignas. Si ven ‘La bruja’ o la han visto, acuérdense de mí, la de la escena final, esa soy yo, oscuramente ebria de felicidad cuando por fin veo “descarga completa”.

 

 

 

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Pues muy de acuerdo, sobre todo con la primera frase. Quitando el doblaje (ya no lo soporto), que no puedas disfrutar de una película porque algunas personas molesten es deprimente. Ocurre lo mismo con los conciertos. Sin ir más lejos, el otro día, en el de Xoel López en el Cervantes, un chico que tenía detrás sacaba su armónica y la tocaba cuando Xoel hacía lo propio con la suya (muy bajito, eso sí). No fueron pocos los que se giraban de vez en cuando intentado descubrir de donde venía el sonido. Hacia el final del concierto su valor se incrementó y tocó más fuerte y confiado. También me preguntó que cómo se llamaba la canción que acababa de sonar.

    Con respecto a “La bruja”, es curioso ya que hace unos días leí un comentario similar: la película bien pero el público del cine no tanto. Me la acabo de bajar, a ver qué tal. Estamos en un periodo de tránsito (¿pero cuándo no lo es?) y las opciones son múltiples, de muchos colores. Yo me acabo de descargar la película, sí, pero también pago mensualmente por disfrutar del catálogo de Filmin. Y compro algunas cosas (ah, me gustó “Los exiliados románticos”. Qué placer. Como “pequeña y fresca” la definí el otro día en un email).

    En fin, a ver si veo hoy “La bruja” y le pongo tu cara en la escena final ahora que se te ve mejor en la foto de Twitter 😛

    Saludos.

    Le gusta a 1 persona

    1. Tremendo y surrealista lo del concierto, sin duda un caso excepcional de entre las típicas maneras de dar por culo.

      El fenómeno del público impertinente en esta película parece repetirse, porque otros amigos que la han visto en el cine también tuvieron que soportar risitas (lo cual yo no entiendo, porque a mí cuando una película me parece patética o mala no me hace ninguna gracia).

      Sí que es verdad que estamos en continuo tránsito y evolución, (sobre todo desde que Internet desafió las formas clásicas de distribución y consumo audiovisual) pero yo creo que antes Internet era el enemigo por excelencia, y ahora se están intentando aprovechar mejor las posibilidades que ofrece. Está bien apoyar a la cultura con el consumo de ella (es lo ideal, ¿quién no prefiere consumir algo de buena calidad y pagar un trabajo?), pero me parece una tontería la gente que señala la piratería como enemigo público de la cultura, porque no lo es y porque además es una vía de apertura a otro cine que no llega.

      Me alegra que te haya gustado la película, bienvenido al club 😉

      (Mi foto de Twitter la he actualizado al igual que la de Infojobs, en mi intento de parecer una persona “contratable”, pero no hay truco ni hechizo posible en esto de encontrar trabajo).

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s