‘The Tale of Tales’, por los viejos cuentos

Matteo Garrone, apuesta por una estética sugerente y poética, en lugar de rendirse al despliegue de efectos especiales que no dicen nada. Además, sus personajes juegan a la ingenuidad y la astucia, consiguiendo seducir a cualquiera que a estas alturas se haya olvidado de que la magia es tan válida como la brutalidad para resolver el conflicto, siempre que estén bien justificadas.

‘Horns’: Dios mío, esto es un infierno

    Parafrasear a Rambo nunca estuvo tan justificado. Solo hay una manera de terminar viendo esta película: asumir que es infumable y comenzar una ronda de conjeturas ridículas sobre qué es lo más patético que puede pasar en la siguiente escena. Ojalá fuera una película absurda en el buen sentido, pero no goza del…