‘Macbeth’: la conquista por encima de todo

De manera equívoca puede pensarse que la adaptación de Macbeth al cine no implica tantas dificultades como un texto narrativo, puesto que se trata de una obra teatral, una pieza que precisamente fue concebida para ser representada. Pero hablamos, de nuevo, de lenguajes distintos. De barcos que no sirven para luchar en tierra y caballos que se ahogarían en una batalla naval. De estrategas —creadores— que toman las mejores armas de ambas disciplinas, conscientes de que el objetivo no es conquistar al espectador ni convencer al lector, sino embriagar el espíritu.